dimecres, 8 de maig de 2013

A seguir apretando los dientes, ésta vez en la cursa de Esparreguera 2013.


Otra vez me ha tocado hacer la crónica, ya que me he quedado solo en la carrera, “por decisión técnica de Los Martes”, espero estar a la altura del Míster como escritor.

Con parte del Club de Fans
Es Domingo 5 de Mayo, la verdad es que no he dormido muy bien, el curro tiene huecos en mis sueños (pesadillas, mejor dicho), pero no hay excusas, corro en el millor Poble del Món “Esparreguera”, y no puedo decepcionar a mis padres, que han venido de Linares y estarán en la calle para animarme, y, sobre todo a Ona, que va a venir a verme con su Papi Xavi y su Mami Esther aunque es el día de la Madre, Mil Gracias.

He tomado el té y una tostada como siempre, después he ido chino-chano a coger el dorsal al pabellón, me he puesto el dorsal en la camiseta del Club Los Martes (cómo no), y me he comido un platanito de canarias. Mientras estaba haciendo tiempo, veo a Robert, el cual me cuenta lo dura que fué la Maratón de Empúries. Entramos otra vez al pabellón, a dejar la bolsa, y le digo a Robert que me voy a calentar un poco, a eso que pongo el reloj a buscar satélites, y se para, buag¡¡¡¡, no creo que sepa correr sin reloj, voy a guardarropía y pido por favor que me den la bolsa para poder usar el teléfono, comodín de la llamada telefónica. Llamo a Xavi y me dice que está ya en el párking, le pido, que por favor se traiga su Garmin, y empieza a mover la maquinaria para que no me falte el Garmin, gracias Xavi.

Después del susto del reloj, ahora sí salgo fuera del pabellón y empiezo a calentar, cuando ya llevo un rato calentando, veo a Xavi con Ona en brazos y les saludo, me deja el Garmin, qué peso me quita de encima, le pregunto cuánto falta, y me dice que 5 minutos, a eso que viene Esther, la saludo y me voy volando a la línea de salida.

Falta un minuto para que den la salida, me coloco casi delante del todo, con la “élite”, dan la salida y salimos corriendo como galgos, me asusto un poco, ya que la gente corre bastante, miro el reloj y de golpe se pone el Garmin a 3,28 el Km, en ese momento, hecho el freno, que esto sólo acaba de empezar. Empieza a adelantarme bastante gente, sobre todo en la primera bajada, Miguel, un amigo de Esparreguera me dice que no frene, que siga corriendo y no baje el ritmo, pero, sin querer, en las bajadas suelo correr frenando, cuestión de mala técnica.

Ritmo rápido en los primeros metros
A partir de los primeros 1000 metros, mi sobrino Joan, me alcanza, y se pone a mi altura, nos saludamos y corremos un ratito juntos, hasta que se da cuenta de que puede ir más rápido que yo y se marcha prácticamente desde el Km 1,5. Yo hago mi carrera, pensando en todo lo que falta, que no es poco, ya que en mi opinión es una cursa bastante dura. Pasamos por delante de casa de mi hermana Cati, y allí están mis Papis, viendo como su hijo va asfixiado, ponen cara de susto, (falta de costumbre).

La parte más dura de la carrera la llevo como puedo, no paramos de subir hasta el Km 4,5, empezamos a bajar a partir de la altura de La Coloma (la antigua discoteque), nos metemos por el polígono de las Pastas Gallo, pero, después de bajar  tanto, de golpe giramos y vamos hacia arriba otra vez, qué duro se hace a esa altura de la carrera del Km 7 al Km 8, damos la curva hacia la derecha, y, a bajar como se pueda, cojo aire para recuperarme un poco, empiezo a dejarme caer y a correr que “sólo quedan 2 km”. En todo momento voy viendo por delante a mi sobrino Joan, cada vez lo tengo más cerca, pero, no lo cojo, me da la sensación que él ha aflojado un poco para entrar con su profesora de Gimnasia  (pelota).  Al final él entra en la meta en la posición 42 de la general con un tiempo de 41 min. 29 seg., 3º de la categoría Promesas, ale, trofeo para el nene, vaya nombre, “promesas”, pensaba que el promesas era yo, hasta con el nombre me ha destronado y yo entro por detrás de él en la posición 45 con un tiempo de 41 min. 43 seg., muy buen tiempo para mí.

Entrada a meta
Cuando ya he cogido un poco de aire, para recuperar, veo a la Family Crespo-Marin y los saludo, sobre todo, veo la cara de Ona, en la cual se lee, qué envidia, yo también quiero correr, jaja!, qué guapa es la enana.

No hay copa, pero si el apoyo de la animadora más guapa

En conclusión a la cursa, he sufrido en las subidas, quién no, pero el resultado en global ha sido muy bueno, la he corrido con cabeza y contento de que mi sobrino Joan pueda decir que ha ganado a su tío.

Fichamos al Carrillo malo, jajaja!!!!

La próxima, si no es muy tarde, intentaré, ahora o nunca, bajar de 40 min.



El Promesas
Fede

2 comentaris:

  1. Com havia pujat jo la crònica se m'havia oblidat fer algun comentari.
    Només puc dir que aquest any el Fede ha fet un gran canvi. Comprovant el temps que va fer en aquesta mateixa cursa fa dos anys ha baixat en sis minuts, no tengo más palabras.
    Ja ets un corredor "de élite".

    ResponElimina
  2. Fede!!

    Que grande eres! Felicidades por el resultado.
    Bajarás de 40 seguro, esto es como el Golf, hay que hacer aproximaciones hasta conseguir el objetivo...

    Cuando tengas claro cursa para bajar de 40 me dices y te hago de liebre los primeros 6 o 7 km (hasta que el cuerpo aguante)y a partir de ahí a tirar con los dientes.

    Un abrazo
    Jordi (Liebre profesional)

    ResponElimina